fbpx

La diferencia entre un vidente y un Tarotista en Lima

La diferencia entre un vidente y un tarotista siempre genera confusiones, pero hay que saber que existe una gran diferencia entre ambos.

La diferencia entre un vidente y un tarotista siempre genera confusiones, pero hay que saber que existe una gran diferencia entre ambos.

Quien haya ido a una consulta de Tarot sabe muy bien que el tarotista no es un vidente, sino que se atiene al significado de las cartas; mientras quien tuvo el privilegio de conocer a un vidente, sabe que su don es realmente asombroso, y que casi nunca recurre a instrumentos como las cartas.

Muchas veces estas dos especialidades convergen en una misma persona. Esto se da cuando una persona tiene el don de la videncia, que es nato, y elige canalizarlo a través de algún instrumento que le sea útil, como las cartas del Tarot. En ese caso, una consulta sería muy completa, puesto que no solamente se brindaría una lectura de los símbolos del Tarot, sino también una lectura profunda y quizás algunas revelaciones sobre el futuro.

El Tarotista:

Un tarotista ‪‎profesional es quién ha estudiado en profundidad el significado de las cartas y conoce al detalle la simbología que de ellas se desprende. Esto implica que el tarotista será siempre capaz de ‪explicar qué significa cada carta que aparezca en una tirada de ‪‎Tarot. De la misma forma podrá explicar ‪detalladamente, como si estuviera revisando un mapa geográfico, el conjunto de ‪‎combinaciones y el panorama de vida que estas describen. Podrá, literalmente, ‪descifrar el contenido de las cartas para entregar una respuesta.

El Vidente:

Un vidente lo que hace es recibir ‪”flashes” de información que se manifiestan como imágenes y fragmentos de algo muy similar a una ‪‎película. Para recibir estos flashes, un vidente suele usar siempre un elemento ‪‎canalizador: llámese bola de cristal, piedras, té, etc. Sin embargo, un vidente no podrá describir el significado de cada carta porque su especialidad no es el estudio minucioso de cada carta sino el utilizar cada carta como un ‪desencadenante de esos Flashes. Es decir, puede que un vidente observe la carta de tarot y no conozca su riqueza simbólica, pero si recibirá, por ejemplo, la visión de una mujer mediante un flash que llegará directamente a su ‪mente.

Lo cierto es que tarotistas y videntes parecen entrar en un espacio dimensional distinto al habitual, tal como lo hacen los chamanes. Un estado energético y emocional de profunda conexión con el otro, que les permite ‪‎ver más allá de lo aparente. Pero ahora ya sabes cuál es la diferencia entre un vidente y un tarotista.